Visitas...

contador de visitas

Búsqueda Internet

Cargando...

Nuestro Mundo...

Nuestro Mundo...
... es aquél que cada Hombre decide construir.

viernes, 20 de noviembre de 2009

Derechos del niño: el deber impostergable del adulto


"No mirar para otro lado"

El 20 de noviembre de 1989, en la Declaración de la 1º Convención Internacional sobre los Derechos del Niño se expresaba textualmente: "el niño, por su falta de madurez física y mental, necesita protección y cuidados especiales, incluso la debida protección legal, tanto antes como después del nacimiento".


La pregunta obligada es: los adultos, desde nuestro lugar en la sociedad moderna, ¿estamos respetando y haciendo respetar el principio básico y fundamental de dar protección y cuidados especiales a los niños del Mundo para que se desarrollen sanos, tanto en lo físico, como en lo psíquico y en lo emocional?
Seguramente, lo estamos haciendo ‘a medias’.
La sociedad del Mundo actual está siendo dirigida por adultos que no somos infalibles, que no nos manejamos con justicia y equidad, que "no las sabemos todas"; por el contrario, con nuestras actitudes o nuestras conductas, no escuchamos, no contenemos y no tenemos el respeto adecuado por los niños.
Muchos adultos llegan a ser irrespetuosos porque no hacen nada - o muy poco - por la vulnerabilidad que los chicos padecen frente al hambre, la soledad, la violencia familiar, el analfabetismo y la enfermedad.
En este mundo convulsionado, invadido por el egoísmo y el "no te metas", el adulto, tiene una primordial asignatura pendiente para con los niños y adolescentes: corregir sus errores en el trato hacia ellos. Tiene un deber que cumplir, inexorable y rápidamente: el de comenzar a respetar permanentemente los derechos de todos ellos para que puedan tener una vida más digna, segura y feliz.
Si muchos adultos siguen ‘mirando para otro lado’, ‘metiendo su cabeza bajo tierra como el avestruz' y no buscan modificar esta actual postura hacia los niños y adolescentes, tendremos irremediablemente un Mundo futuro mucho más convulsionado y egoísta, falto de total equidad y justicia.
Cada niño o adolescente que hoy transcurre sus días desprotegido, abandonado y en constante ‘situación de riesgo’, puede convertirse irremediablemente en un ser adulto carente de pensamientos positivos, de sentimientos altruistas e incapaz de ayudar a construir un mañana mejor para todos.


Derechos del Niño

1- A la igualdad sin distinción de raza, credo o nacionalidad. A tener nuestra propia cultura, idioma y religión.

2- A la vida, el desarrollo, la participación y a una protección especial para su desarrollo físico, mental y social. A saber quiénes son nuestros papás y a no ser separados de ellos.

3- A expresarnos libremente, a ser escuchados y a que nuestra opinión sea tomada en cuenta. A tener un nombre y una nacionalidad.

4- A crecer sanos física, metal y espiritualmente. A que se respete nuestra vida privada. A pedir y difundir la información necesaria que promueva nuestro bienestar y nuestro desarrollo como personas. A descansar, jugar y practicar deportes. A vivir en un medio ambiente sano y limpio y disfrutar del contacto con la naturaleza.

5- A no ser discriminados por el sólo hecho de ser diferentes a los demás. Derecho a una Educación y cuidados especiales para el niño física o mentalmente impedido. A tener a quien recurrir en caso de que nos maltraten o nos hagan daño. A tener una vida digna y plena, más aún si tenemos una discapacidad física o mental.

6- A comprensión y amor por parte de los padres y la sociedad. A aprender todo aquello que desarrolle al máximo nuestra personalidad y nuestras capacidades intelectuales, físicas y sociales. A que el Estado garantice a nuestros padres la posibilidad de cumplir con sus deberes y derechos.

7- A que nuestros intereses sean lo primero a tenerse en cuenta en cada tema que nos afecte, tanto en la escuela, los hospitales, ante los jueces, diputados, senadores u otras autoridades. Derecho a recibir educación gratuita y a disfrutar de los juegos.

8- A ser el primero en recibir ayuda en casos de desastre.

9- Derecho a ser protegido contra el abandono y la explotación en el trabajo. A que no se nos obligue a realizar trabajos peligrosos ni actividades que entorpezcan nuestra salud, educación o desarrollo. A que nadie haga con nuestro cuerpo cosas que no queremos.

10- A formarse en un espíritu de solidaridad, comprensión, amistad y justicia entre los pueblos. A reunirnos con amigos para pensar proyectos juntos e intercambiar nuestras ideas . A participar activamente en la vida cultural de nuestra comunidad, a través de la música, la pintura, el teatro, el cine o cualquier medio de expresión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Yo soy...

Buenos Aires, Argentina
Periodista

Mi contacto

sanacionprospera@gmail.com

Me acompañan

¡Votá la ENCUESTA!

¡Votá la ENCUESTA!
Tú elección, ayudará a mejorar nuestro blog. *Cuestionario debajo de los ARCHIVOS

¿Qué temas te interesaría que tenga el blog?